jueves, 26 de mayo de 2022

LA RUTA DE LAS TRES PROVINCIAS. ARAS DE LOS OLMOS - PUEBLA SAN MIGUEL - ADEMUZ 21-05-2022

En el puente de Santa Cruz de Moya sobre el río Turia
 

Hola amig@s. Una fantástica aventura road a caballo entre tres provincias, teniendo como protagonista el privilegiado exclave del Rincón de Ademuz perteneciente a la Comunidad Valenciana, una rareza en la demarcación admininistrativa que cuenta con un entorno natural privilegiado. Nos dimos cita a las 08:30 del sábado 21-05-2022 en Aras de los Olmos, seis bikers dispuestos a disfrutar de una gran jornada de cicloturismo. Desde Valencia acudieron Marcos-Sakamoto y Hannah-Rony. Y desde Burriana acudimos los Franch Brothers. Hubiera sido ideal contar con más bikers, pero llegar al Rincón de Ademuz no es tarea sencilla, pues desde Burriana hay casi dos horas de coche hasta Aras. A toro pasado puedo afirmar que valió la pena el desplazamiento. Grandes paisajes y buenos puertos de montaña. Toda una experiencia para los sentidos. Vamos a desgranar los detalles de la ruta que toca las provincias de Valencia, Teruel y Cuenca. Arrancamos.

El trazado de nuestra aventura al Rincón de Ademuz se basa en el track de Wikiloc de Aldolo, que hizo la ruta en una fría mañana de enero de 2016. Recomiendo la lectura de la parte descriptiva de su track, muy completa e instructiva. 

 

Mapa de situación. El track corta las tres provincias

 

Paco Franch alias Sakamoto nos invitó con mucha antelación a participar de este interesante recorrido. Así que allá que fuimos los Franch Brothers desde Burriana, Àlex y servidor QuicoF. Y por la parte valenciana acudieron el mencionado PacoF con Marcos Simón por un lado, y en otro vehículo llegaron el tándem compuesto por Rony y Hannah. 

Por cierto que podéis leer la crónica de Rony Saltos en Strava aquí.  

 

Aras de los Olmos desde su hotel, al fondo las primeras estribaciones de Javalambre

Las mecánicas de última hora

 

Pues a las 08:30 nos dimos cita para salir desde el Hotel de Aras, que goza de tranquilidad y espacio para aparcar y manipular las bicicletas antes de la salida. Por cierto que el centro BTT de los Serranos se encuentra en este hotel, pero, a pesar de ser sábado de primavera calurosa, estaba todo bien cerrado a cal y canto. Bueno, antes de la salida hubo que manipular la bicicleta de Hannah, una Giant que necesitaba ajustes imprescindibles. Ciertamente pudo tomar la salida gracias a las hábiles manos de Marcos y a un martillo que milagrosamente llevábamos en uno de los coches. 08:45 y arrancamos. 

 

Mapa topográfico, track y 6 puertos y sus categorías por desnivel

 

Es la ruta de las 3 provincias y de las 3 comunidades autónomas que se tocan. Empezamos en la provincia de Valencia, Aras de los Olmos y salimos enfilados hacia Losilla, en el límite provincial. Y arrancamos con puerto de montaña, y una de las rectas más interminables que conozco. 

 

Una etapa de 82 kms con 1.400 mts de ascenso y 6 puertos

 

ÁLBUM DE FOTOS.  21-05-2022

 

TRACK WIKILOC

 

Powered by Wikiloc


01.PUERTO DE SANTA CATALINA POR ARAS DE LOS OLMOS. APM 17


Descarga la altimetría en alta resolución PNG o en PDF

Supongo que este puerto será más conocido como puerto de Aras o de Losilla. Es una ascensión ligera de poco porcentaje que culmina en una zona de magnífica visibilidad hacia la Sierra de Javalambre y el Observatorio Astrónomico ubicado en la cima del Picón del Buitre. He tomado el nombre de Santa Catalina por una ermita que hay cercana a la cima. También cerca de la ermita hay un centro astronómico (Alto Turia) y un observatorio astronómico (Aras de los Olmos) Hasta la Ermita hay asfalto, así que si algún día subo, modificaré el perfil de Santa Catalina. Pero para llegar a los astronómicos, hay gravilla, pista forestal y algún tramo de hormigón. 

 

La Recta, de Aras a Losilla

 

Nada más salir de Aras, perdí a Hannah-Rony. Llevaban demasiado ritmo para mí. Miré el pulsómetro y definitivamente su ritmo no me convenía. Las lluvias, el covid y la falta de kilómetros han hecho mella en mi plan de entrenamiento 2022. Y yo en Aras de los Olmos con la bici mecánica, no tardé en echar de menos mi montura electrificada. Estuve hablando con Marcos y los Franch vinieron por detrás. Me detuve en la cima a otear Losilla y el Picón del Buitre, magnífica estampa. A Losilla llegué solo. 

 

Desde la cima del primer puerto, se puede contemplar el OAJ, la bola del Pico del Buitre

 

Y emprendimos la bajada del puerto de Losilla, en palabras de PacoF, el Stelvio valenciano. Nada más cruzar Losilla entramos en territorio turolense. Una bajada preciosa enlazando curvas de herradura, maravilla natural y un puerto que en sentido inverso goza de la existencia de las placas kilométricas de la Diputación de Valencia. Una bajada espectacular. Aproveché la ocasión para sacar algunas instanáneas de PacoF y Simón. Y al llegar al fondo del cañón ya podíamos empezar la cima Coppi de la Aventura.  

 



Bajando Losilla

 


02. EL COLLADO CALDERÓN. APM 66. CIMA COPPI

 

Descarga la altimetría en alta resolución PNG o en PDF

 


Ciertamente fue una muy bonita ascensión hacia el Collado Calderón. Un paraje muy recóndito y con una vegetación exhuberante. Una subida con buen asfalto y numerosas sombras. Más de 9 kilómetros desde el puente del río Arcos / Molino. Tras un primer kilómetro de ascenso suave vino una bajada de casi la misma longitud y emprendimos de nuevo la subida a través de un bosque de herraduras. Herraduras en la que nos dio alcance una comitiva de coches deportivos todos de la marca alemana Porsche. Tremendo. Pasaron como una docena o más, todos habitados por un solo conductor. La pendiente se mantuvo constante y asequible hasta llegar a Hoya de la Carrasca, que es una pedanía de Arcos de las Salinas. Recordemos que desde Arcos comienza la ascensión al Picón del Buitre en la Sierra de Javalambre. En la Hoya de la Carrasca está la ermita de Santa Quiteria, la cual me hubiera gustado visitar en una parada breve... pero los compañeros iban muy por delante y estaban más interesados en el ritmo y la intensidad y no hubo tiempo para paradas turísticas, no podía hacerlos esperar en la cima una eternidad. Sólo el bueno de Marcos se quedó conmigo para charlar y hacerme compañía, gracias Marcos. Pues tras la Hoya vino la parte dura del puerto. Como se puede ver en la altimetría que he trazado especialmente para este artículo. Datos de altimetría obtenidos mediante altímetro barométrico Garmin Edge 1000 del año 2014. Después viene el trabajo de gabinete, tablas de excel, fórmulas matemáticas sencillas y diseño vectorial ejecutado con software Autocad. Y finalmente se exporta a PNG/PDF y se hacen algunos pequeños añadidos con Photoshop. Este es el resumen del día a día de un altimetrista cicloturista. Un mundo apasionante de datos y mapas al que hay que dedicar muchísimo tiempo. Tras este pequeño paréntesis, estaba diciendo que tras La Hoya vino la parte dura. Un kilómetro bastante exigente en el que las rampas se mantuvieron constantes 7-8% y rematadas por la pendiente máxima del puerto al 10%.

 

Hoya de la Carrasca, se adivina la Ermita de Santa Quiteria

Momento cima, Marcos-Àlex

Rony-Hannah

En la cima está la entrada al Rincón

La Puebla de San Miguel

El tándem de las Eses. Sakamoto-Saltos

 

Tras esa parte dura vino un descanso y la última parte de la ascensión ya se hizo más llevadera. Llegamos a la cima y los compañeros habían girado para venir en busca del rezagado. Y nada más coronar salimos de Teruel para meternos de nuevo en la provincia de Valencia, pero en el exclave del Rincón de Ademuz. Y una trepidante bajada de 6 kilómetros que vino hasta llegar a la localidad de la Puebla de San Miguel, municipio que cuenta con sólo 60 habitantes pero que está rodeado de impresionantes bosques de coníferas y de espectaculares sabinares milenarios. En este extenso artículo se habla muy profesionalmente de los Sabinares de la Puebla de San Miguel, a cargo del Dóctor Alfredo Sánchez Garzón, una eminencia en todo lo que concierne al Rincón de Ademuz. Tierras rojas muy del estilo Javalambre rodean el pueblo y contrastan con el verdor de los bosques. Un paraje de naturaleza en estado puro. Aquí PacoF me advirtió de un desvío para ascender al cerro del Gavilán a 1.750 msnm, pero parece que es una aventura gravel o btt, habrá que revisarlo.


03. LAS CAÑADILLAS. APM 14


Descarga la altimetría en alta resolución PNG o en PDF

Pues para descender a Ademuz, primero hay que rebasar dos "repechos" a los que he tenido a bien elevar a la categoría de puertos de montaña, aunque son dos ascensiones de apenas 2 kilómetros con rampas muy modestas. Mirando los mapas topográficos de los que dispongo, los he denominado como los puertos de las Cañadillas y los Cabos, pues son éstos los parajes cercanos a la cima de los puertos. 

 


 

Viendo la altimetría general de la etapa, sí que advierto que, el Collado Calderón que ascendimos tiene 9 kilómetros, pero si ciclas esta etapa en sentido inverso tienes un puerto desde Ademuz de nada más y nada menos que casi 25 kilómetros, suavizados por las mínimas bajadas de los Cabos y las Cañadillas. He encontrado esta altimetría al respecto. Pero bueno, esa es otra aventura, que tal vez me llegue o no. Mis compañeros de ruta sí que pudieron "disfrutar" de este recorrido el año anterior (2021). Pero en nuestro sentido de la marcha las Cañadillas fueron a penas un suspiro, que muchos como Rony pudieron subir en pie y con el plato grande. Tras hacer cima vino una potentísima bajada de tres kilómetros que nos dejó en el cruce de Mas del Olmo. Que parece ser que es la aldea más poblada del Rincón de Ademuz, y puede alardear de tener incluso cuatro barrios diferenciados. No la visitamos


04. LOS CABOS. APM 10


Descarga la altimetría en alta resolución PNG o en PDF

 

Tras el cruce vino una serie de micro repechos de apenas dos kilómetros y emprendimos ascenso a la segunda de las "tachuelas" de la jornada, la de los Cabos. Otros dos kilómetros muy suaves con una sola rampa al 11% de unos 20 metros, muy anunciada por PacoF que la tenía en mente desde que salimos de la Puebla de San Miguel, él sabrá el porqué se le quedó tan grabada en la mente. Como dijo Stephen King en el prólogo de uno de sus libros que ahora no recuerdo, todos tenemos unos filtros mentales en los que se atascan "cosas". Recordamos y escribimos cada uno sobre las nauseabundas cosas que se atascan en nuestros filtros cerebrales. En el caso de SK mejor hubiera sido tener filtros más amplios para que no se atascara la podredumbre. Y tras coronar vino otro fortísimo descenso de ocho kilómetros hasta llegar a las calles del municipio de Ademuz. En ese precipitado descenso pasamos por Val de la Sabina, una aldea de solo trece habitantes, lugar en el que tampoco paramos para visita. Panzas rugientes y famélicas clamaban por un buen almuerzo mañanero, que el madrugón había sido importante, desayuno copioso sí, pero a las 05:30, y luego un triste plátano a las 08:30. Eran casi las 11:00 y apetecía abandonarse al buen yantar de Ademuz.



Entrando en Ademuz

La Protectora Civil nos guió hasta la buena Pitanza de Ademuz


ADEMUZ 


Ademuz

 

Cruzamos el puente sobre el río Turia que te mete en el lado de Ademuz. Observamos que todo el municipio estaba señalizado y engalanado para un raid equino. Tremendo, se ve que el tema de los cuadrúpedos goza de gran afición en esta región/Rincón. Potrancos por doquier, toneladas de boñigas y protección civil en casi todas las esquinas. Y así fue como nos detuvimos frente a nuestro destino en Casa Domingo Ademuz. Tremenda decepción pues parece que el local ha sido cerrado y puesto a la venta. Nuestro gozo estaba dentro del pozo. Opciones. Meterse en el Pitoches. Opción que no gozaba de las simpatías de Marcos, que ya lo probó en aventura anterior. Una señora muy amable de Protección Civil nos recomendó volver atrás por el puente y seguir la ribera del Turia por un camino bastante deteriorado hasta que llegamos al merendero de los Arenales. Así hicimos. Y fue buena la elección. Una extensa zona de acampada bien arbolada y a la sombra del viaducto. Amplia terraza exterior y todo tipo de bocadillos y platos combinados a precios bastante populares. Un acierto. Disfrutamos en la ribera del Turia. Y tuvimos otro grupo de cicloturistas valencianos que venía haciendo nuestra misma ruta, pero en sentido contrario. Y Marcos hasta conocía a algunos. Allí oí por primera vez hablar de las terribles Emes, que tendríamos que ciclar más tarde. Y que el trazado actual es más suave, pues antiguamente había herraduras y rampas de hasta el 21%. Demasiado para el cuerpo, así lo relataba unos de los cicloturistas de la mesa contigua, y que en la actualidad también era duro pero sólo hasta el 13%. Pues bien comimos y bebimos, y que sepáis que en el Rincón saben lo que son los "cremaets" pero no los preparan, así que lo máximo a lo que puedes aspirar es a un potente carajillo bien tocado de licor pero sin recibir el beso del fuego purificador. Agradecimientos al almuerzo familiar patrocinado por PacoF, siempre atento a esos buenos detalles paterno-filiales. Y antes de salir me pude calentar bien los brazos metiendo aire en uno de los tubulares Tufo de PacoF que se ve que pierde aire por algún lugar. Arrancamos.





El Vermut es una Actitud, así dicen en Ademuz


05. LAS EMES POR CASAS BAJAS. APM 42


Descarga la altimetría en alta resolución PNG o en PDF


Cruzamos Ademuz y nos esperaban unos diez kilómetros de repechos por Casas Altas primero y Casas Bajas después. Perdí rueda rápidamemente al salir de Ademuz, Álex, una vez más, me rescató y remolcó hasta el pequeño pelotón. Aunque la alegría gruparia duró muy poco, lo mismo que mis escasas fuerzas. Y penetramos en la efímera oscuridad de dos túneles en la Nacional 330a, y oh sorpresa que nos metimos en la provincia de Cuenca. Y al poco llegaron las terribles Emes y el entuasiasmo se desvaneció. Y los compañeros de etapa se evaporaron, todos por delante claro. Y hacía mucha calor, y en la soledad de las Emes se me aparecieron todos los demonios, y las piernas pesaban lo suyo (añorando más que nunca la road eléctrica). Y entre tórridos pensamientos todos muy sombríos se me vinieron encima las 4 herraduras al 13%. Y me vino a la mente el comentario de PacoF almorzando de lo que les ocurría a los animales de carga en los albores del siglo XX cuando llegaban a las Emes ante la imposibilidad de que los antiguos carros afrontaran esas salvajes pendientes del 21%...y desfilaron por mi mente macabras ejecuciones de todo tipo de bestias rumiantes, potrancos, pollinos y viejos rocines, todos ellos haciendo cola y siendo ajusticiados por las hábiles machetadas asestadas por un labriego primigenio muy avezado en acabar con el sufrimiento de las bestias por la vía rápida. Tuve que desechar tan macabras y holocáusticas fabulaciones y afrontar unas Emes muy duras por las que mi bicicleta parecía que no tenía ganas de circular. Pero fue un sufrimiento corto. Y hubo más herraduras bajo un sol abrasador. Y llegó la cima. En la soledad. Pues en la culminación no había ni siquiera buitres, pero ya que no tenía nadie cerca y aún me paré a fotografiar un bello municipio que pude atisbar entre árboles. No estoy seguro de si era La Olmeda o Santa Cruz de Moya. Me inclino por la segunda opción. Y bajé dos kilómetros y medio muy mansamante y se presentó ante mí el repecho de Santa Cruz de Moya y me vi a Àlex que venía de cara a rescatar nuevamente al hermano flojo de los Franch. Y me remolcó hasta el puente del Turia.


Antes de llegar al límite entre CCAA hay 2 túneles


Las EMES, herraduras y ejecuciones equinas a tutiplén

Tras el infierno llega la cima

Santa Cruz de Moya, digo


06. ARAS DE LOS OLMOS POR STA CRUZ DE MOYA. APM 46


Descarga la altimetría en alta resolución PNG o en PDF

 

Y en el puente del Turia nos esperaba todo el grupo, pues PacoF había prevenido a los más ansiosos que era el lugar para hacer la foto familar-grupal. Y así hicimos, dada la ubicación del sol nos posicionamos en la barandilla que miraba hacia Santa Cruz de Moya. Y para arriba que quedaba el último puerto de la jornada. Que no fue tan duro en rampas como las Emes pero sí que fue largo como un día sin pan. Más de ocho kilómetros hasta la cota más alta, para disfrute de mis fatigadas piernas. Se repitió la historia de toda la etapa, me puse a ascender con mucha calma y soledad y hasta me pude escuchar un podcast de cine en mis auriculares. Dos herraduras primerizas y salimos de Castilla La Mancha para regresar el reino de Valencia, y afortunadamente eché la vista atrás y pude disfrutar en todo su esplendor del Puente Grande de Santa Cruz de Moya sobre el embravecido río Turia que tan mansamente llega a la capital Valenciana. Y a seguir ascendiendo por el Mirador de los Rubiales. A ritmo lento pero constante, y librándome al fin de la macabra visión de las ejecuciones masivas de toda una cola de bestias de carga que pacientemente esperaban su final en las Emes, con la fatídica puntilla. Pobres viejos equinos. Y este puerto tiene dos partes bien diferenciadas, como podéis ver en la altimetría que he preparado para vestir esta crónica especial del Rincón de Ademuz.

 

Llegamos al Turia

Dicen que la caída es de 100 mts

Foto grupal en el puente


Arrancando el último puerto

Regresamos a Valencia

El Puente

No tuve fuerzas para asomarme
 

Pues hasta punto kilométrico cinco es una subida bastante constante, tendida y de rampas suaves que raramente superan el 6%. Lo más duro está en el primer kilómetro donde alcanzamos puntualmente el 8% hasta en tres ocasiones. Y los tres últimos kilómetros son un paseo, con ligera bajada hasta el barranco de la Araña. Y en este suave paseo Àlex y Rony tuvieron a bien esperarme con lo que pudimos coronar los tres juntos y acometer el breve descenso de dos kilómetros hasta el punto de partida de la aventura en Aras de los Olmos.

 

Momento cima

Otra vez la mágica Bola del Buitre

Fin

 

Agradecimientos a PacoF, promotor de todo tipo de aventuras para bicletas eléctricas y mecánicas o como él las llama...extra sistólicas o algo similar. Y a todos los participantes que con buen ánimo madrugador se desplazaron desde Burriana y Valencia ciudad. Nada más que comentar, para Àlex y para mí casi dos horas de coche para regresar a la Plana Baixa, pero es un precio que valió la pena pagar, pues Ademuz tiene muchos bellos Rincones para disfrutar, y la aventura ha dado de pie a ésta bastante extensa crónica de los acontecimientos.

Salud y buenas pedaladas amig@s, y recordad que nada es eterno, y lo que menos dura de todo es la licra.

 

En rojo distribución de puertos ascendidos

Y la distribución con tabla de distancias, tiempos y velocidades medias

3 comentarios :

  1. ¿por qué se llaman las Emes? A ver si alguien puede arrojar luz sobre el origen del nombre de ese puerto de montaña.

    ResponderEliminar
  2. Magnifica y bien documentada cronica con todo lujo de detalles y fotografias.
    Habrá que investigar lo de los presuntos infortunios sufridos por los equinos.

    ResponderEliminar

Los comentarios son la parte más importante de este blog, tú opinión nos interesa. Gracias por comentar.

TODOS LOS COMENTARIOS SE MODERAN ANTES DE PUBLICARSE, CUALQUIER COMENTARIO NO RELACIONADO CON EL ARTÍCULO, CON UN CONTENIDO OFENSIVO, PUBLICITARIO O QUE HUELA A TROLL, NO SERÁ PUBLICADO.

Por favor, contribuye al mantenimiento de nuestra web clicando en alguno de nuestros banners publicitarios, con esa sencilla acción nos estás ayudando al pago anual del dominio de la web y otros servicios relacionados.

También se aceptan donaciones vía Paypal: https://www.paypal.com/paypalme/quicofranch

Salud y buenas pedaladas amig@s.